Monday, July 02, 2007

El ser que fuimos

La mejor parte de nuestra memoria está fuera de nosotros, en una brisa húmeda de lluvia, en el olor a cerrado de un cuarto o en el perfume de una primera llamarada: allí dondequiera que encontremos esa parte de nosotros mismos de que no dispuso, que desdeñó nuestra inteligencia, esa postrera reserva del pasado, la mejor, la que nos hace llorar una vez más cuando parecía agotado todo el llanto. ¿Fuera de nosotros? No, en nosotros, por mejor decir; pero oculta a nuestras propias miradas, sumida en un olvido más o menos hondo. Y gracias a ese olvido podemos de vez en cuando encontrarnos con el ser que fuimos y situarnos frente a las cosas lo mismo que él; sufrir de nuevo, porque ya no somos nosotros, sino él, y él amaba eso que ahora nos es indiferente.



(dE mARCEL pROUST, "a lA sOMBRA dE lAS mUCHACHAS eN fLOR", SEGUNDO LIBRO DE LA OBRA EN SIETE VOLÚMENES "eN bUSCA dEL tIEMPO pERDIDO")

2 comments:

inda said...

Gracias por hacerme reencontrarme con Proust. Recuerod el verano de 2003, en que leí los 7 tomos de En Busca del Tiempo Perdido, sin duda la lectura más apasionante y placentera de mi vida.

Anonymous said...

À la recherche du temps perdu

À l´ombre des jeunes filles en fleur.

Oui, je me souviens. Vous m´avez fait me souvenir.

Merci.

(Marcel)